viking ship

viking ship

TRADUCTOR DE TEXTOS:

miércoles, 23 de mayo de 2012

Leyendas Nordicas: Haakon el justo (Noruega)



Haakón habia sido toda su vida un hombre recto y justo, habia dirigido su hacienda como Jarl y habia vivido de acuerdo a las 9 virtudes, pero los años combaron su espalda y encanecieron sus cabellos. Dejando su hacienda en manos de su hijo, resolvo que solo le quedaba esperar el juicio de Allfather pero este se demoraba .

Asi que agotado de esperar su hora, decido peregrinar a un famoso Horg a venerar a los dioses, y tras largos dias de camino, llego al claro donde se alzaba el templo, y como uno mas entro en el grn Hofff a venerar las tallas de los dioses. En esta sala se hayaba muy venerado un poste con la efije de Tyr que recibía al dia muchas visitas de gentes que venian a pedirle su favor.

Todos acudían a él para pedirle ayuda. Un día entero se paso Haakon escuchando, hasta que también el anciano Haakón decidió solicitar un favor y, arrodillado ante la imagen, dijo:

- Señor y poderoso Tyr, quiero quejarme ante tii. Dices ser el señor de la justicia, pero no veo a mi derredor mas que muerte, injusticia y ultrajes...Hasta ti he venido reclamando un poco de esa justicia que dices repartir, ya no para mi, que nada anhelo, sino para mi gente que sufre la tirania e injusticia de otros.

Y se quedó quieto, con los ojos puestos en la imagen, esperando una respuesta. De repente vio como el poste le hablaba con voz honda en medio de la sala vacia.





- Amigo mío, accedo a tu deseo; te mostrare lo dificil que es otorgar justicia antes de ofrecertela,pero ha de ser con una condición: que, suceda lo que suceda y veas lo que veas, has de guardar siempre silencio. Tus labios estaran sellados, yo acudire en tu nombre a tu gente, y reparare los agravios que otros puedan infringirles, pero tu estaras aqui, en mi lugar y escucharas cuanto se te diga y pida....pero solo a mi relataras lo que se te pida...

- Te lo prometo, Señor. Escuchare y tomare buen recado, y tus oidos sabran de cuanto se te pida, pero no abrire los labios.

Y se efectuó el cambio. Nadie se dio cuenta de que era Haakón quien estaba en llugar de la talla de oraciones de Tyr, y que el Señor de la Justicia ocupaba el puesto del anciano, dispuesto a impartir justicia. Los devotos de Tyr seguían desfilando pidiendo favores, y Haakón, fiel a su promesa, callaba. Hasta que un día no logro mantener su promesa.

Llegó un ricachón,un hombre de aspecto adinerado y rango noble, el cual, después de haber orado en voz muy baja, dejó allí olvidada su bolsa. Haakón lo vio, pero guardó silencio. Tampoco dijo nada cuando un pobre, que vino dos horas más tarde y se lamento en voz alta del maltrato que los señores de su tierra le propiciaban, se apropió de la bolsa del rico. Y tampoco dijo nada cuando un muchacho se postró ante él poco después para pedir su protección antes de emprender un muy largo viaje.

Pero no pudo contenerse cuando vio regresar al hombre rico, el cual, creyendo que era aquel muchacho el que se había apoderado de la bolsa, insistía en denunciarlo. Y viendo que el muchacho se negaba a darle una bolsa que obviamente no poseia, el rico hizo entrar a dos matones con la intencion de darle una enorme paliza. Se oyó entonces una voz fuerte:

- Detente. No os atrevais a tocarle!


Ambos miraron hacia arriba y vieron que era la imagen de Tyr la que había gritado. Haakón aclaró cómo habían ocurrido realmente las cosas. El rico quedó anonadado y salió de la ermita muy avergonzado. El joven salió también, porque tenía prisa por emprender su viaje. Cuando, por fin, la ermita quedó sola, entro un caminante por su umbral se dirigió a Haakón y le dijo:

- Sal de aqui!!. No vales para ocupar mi puesto. No has sabido guardar silencio. Pese a todo he arreglado tus asuntos para con tu gente, algo que sin duda no mereces!!!.

- No hice tal oh poderoso Tyr!!- dijo Haakón confundido -, ¿cómo iba a permitir esa injusticia?

- Tú no sabías que al rico le convenía perder la bolsa -le contestó Tyr -, pues llevaba en ella el precio de la virginidad de una mujer pobre a la que arruinara la vida . El pobre, en cambio, tenía necesidad de ese dinero para mantener a su prole a la que nada quedo tras los tributos a su amo e hizo bien en llevárselo. En cuanto al muchacho último, si hubiera quedado retenido en tierra por mor de sus heridas, no habría llegado a tiempo de embarcar y habría salvado su escasa bolsa y tendria mejor vida, porque has de saber que en estos momentos su barco esta siendo atacado por piratas. Ahora sera vendido como esclavo. Es facil para el que no sabe, hablar sin razon...porque puedo ver y se....es por lo que callo!.

IMPARTIR JUSTICA NUNCA ES FACIL, A MENUDO ESTE DEBER ES MAS UNA CARGA QUE UNA BENDICION!!.

No hay comentarios:

paganismo no es fascismo

paganismo no es fascismo