viking ship

viking ship

TRADUCTOR DE TEXTOS:

domingo, 20 de noviembre de 2016

El Soekrabbe: El mito del cangrejo triturador de barcos.

El Soekrabbe es descrito como un enorme animal gigante y monstruoso que, según antiguas leyendas escandinavas, poblaba los mares del Norte.
Etimológicamente, su nombre procede de “cangrejo de mar”. Según crónicas y tratados naturales antiguos, es una criatura de proporciones tan gigantescas que en su lomo podrían realizar maniobras regimientos militares enteros. Literalmente se le describe como “grande como una isla”.
Sin embargo, el soekrabbe sale en muy contadas ocasiones a la superficie marina, y cuando lo hace , no emerge del todo, su apariencia es la de un montón de rocas cubiertas de musgo. Entre los marineros nórdicos existió durante mucho tiempo el temor de que, si sus barcos se aproximaban de forma inadvertida a los supuestos islotes donde se concentra la pesca, podían ser atrapados por las gigantescas pinzas del monstruo, que inmediatamente devoraba a los navegantes.

Aunque ha sido mucho menos popular y conocido que el célebre Kraken, las leyendas sobre el Soekrabbe presentan abundantes rasgos paralelos en relación con él.
Basicamente estas leyendas inciden en los mitos basados en un animal misterioso y gigantesco, peligroso y por lo general, frecuentador de los mares del Norte, que aparece a menudo en las crónicas de los siglos pasados, en especial en los bestiarios medievales .
Más o menos , el mito coincidente con el Hafgufe y el Soekrabbe y por supuesto el no menos mitico Kraken, es el de un animal que se deja ver raramente en la superficie, y todavía en esos esporádicos casos sólo es visible una pequeña parte de su enorme cuerpo:

Aparece en forma de cuerpo de dimensiones gigantescas (unos dos kilómetros de circunferencia), plano sobre el mar, y parece un conjunto de islotes circundados de algas marinas y a veces incluso seres vivos sobre el lomo, como pequeños crustaceos. Todo alrededor del animal parece una gran isla, solo si pudieras sumergirte varios metros, se pueden distinguir a veces centenares de brazos o tentáculos de una longitud y grosor que arrastrarian al fondo del abismo aún a los navíos más grandes.O en el caso del cangrejo gigante, dos enormes pinzas capaces de triturar al mas grande de los navios.

Con todo, lo normal es que el animal permanezca sumergido; los pescadores identifican entonces su presencia porque de pronto se topan con un bajío inesperado o que no se encuentra en los mapas, alrededor del cual suele haber una enorme cantidad de peces.

Según las leyendas, el Kraken y otras criaturas como el Soekrabbe comen incesantemente durante muchos meses seguidos, y también incesantemente en los meses siguientes, se libran en la superficie de los productos de la digestión. El mar a su alrededor, por lo tanto, se va llenando poco a poco de una expesa capa de grasa oscura, producto de los excrementos del monstruo, hasta hacerse denso y casi intransitable. Como si una espesa capa de petroleo flotase sobre la superficie del agua.
Lo más curioso es que de estos excrementos emaman sustancias tan nutritivas que todos los peces de los alrededores se precipitan a aquel lugar y se alimentan de ellos. Cuando el número de peces es bastante grande, la criatura abre la boca y los engulle, transformándolos nuevamente en otros tantos excrementos tras una muy larga digestion que muchas veces sucede en las profundidades del oceano,pero cuando sucede en la superficie , la liberacion de estos restos atraerán a otros peces y así sucesivamente en un ciclo continuo y casi eterno, pues estos seres se dice que son capaces de vivir decenas de miles de años, aunque la mayor parte de las leyendas indican que sólo hay uno de ellos a la vez, pues todos los recursos del mar serían insuficientes para sostener a dos o más, debido a su voracidad.

Logicamente, no puede existir mas de una de estas criaturas en una zona, ni siquiera siendo de distinta especie, aunque no faltan leyendas de luchas de monstruos marinos que provocan grandes maremotos.

Tan peligrosos como los tentaculos o las pinzas de estos enormes seres, suele ser el momento en que se sumergen, tras muchos meses estaticos sobre la superficie alimentandose. Puesto que son seres enormes, pueden arrastrar tras de si, enormes masas de agua, creando enormes remolinos que engullen a los navios.





No hay comentarios:

paganismo no es fascismo

paganismo no es fascismo